Cuando NO OCUPAS TU TRONO:

📍LÍMITES. Cuando sientes NO y dices SÍ por temor a no ser amad@, reconocid@, valorad@ o aceptad@ por tu grupo de amigos, pareja, compis, familia…

Lo llaman sacrificio pero cuando das de corazón puede haber esfuerzo, pero no sacrificio. Cuando das de corazón tampoco echas en cara después. Cuando das de más…SÍ

📍TALENTOS. Cuando escondes tus talentos por temor a despertar envidias. Cuando desperdicias tus fortalezas porque no valoras tus cualidades, logros o talentos. Cuando no aceptas halagos.

📍DARTE: Cuando no eres generos@ contigo. Cuando no te permites algo que sabes que es positivo, placentero o constructivo para ti. Das a los demás… pero a ti lo justito.

Cuando SÍ OCUPAS TU TRONO: 

📍Valoras tus talentos
📍Expresas tus maravillosos dones
📍Pones límites
📍No te empequeñeces cuando a alguien no le gusta algo de ti
📍Sientes el perfecto SER que eres en esencia y te perdonas por ser simplemente human@
📍Cuando te haces regalos, te mimas de forma saludable y eres empátic@ contigo en tus momentos bajos.

Hoy pregúntate si estás o no ocupando tu trono y si no es así… ¿qué tal si empiezas hoy?